Estos últimos 6 meses he adquirido éstos hábitos:

1. Leer obsesivamente. Da igual que sean webs de noticias, blogs humorísticos, novelas románticas, libros de cocina y prospectos de medicamentos. Lo importante es leer, un hábito esencial para un social media manager, pues denota afán por aprender cosas nuevas.

2. Seguir las noticias. Para estar al tanto de la actualidad, no es necesario invertir horas y horas leyendo periódicos de papel. Las redes sociales, el hábitat de los social media managers, permiten a estos profesionales escanear de manera rápida y sencilla todo lo que “se cuece” en el mundo, tanto online y offline.

3. Ver muchos vídeos. La nueva era 2.0 es eminentemente visual. Por eso, es tan importante que los social media managers se empapen de contenido en formato vídeo para entender lo que a la gente le gusta realmente compartir en la red de redes.

4. Asistir a eventos. Webinarios más bien.

5. Reírse mucho. Para ser social media manager hay que tomarse las cosas con sentido del humor. No se trata sólo de saber reírse cuando toca sino también de hacer reír a los demás.

6. Ser un “early adopter”. Los social managers “pata negra” están siempre ojo avizor y por eso suelen ser los primeros en probar las nuevas herramientas y plataformas que surgen en el universo 2.0. Mi iPhone está lleno de aplicaciones y estoy registrada en un montón de sitios.

7. Abrazar el cambio. Los social media son plataformas dinámicas y, como tales, demandan personas que también sean dinámicas y que estén dispuestas a introducir cambios en sus estrategias en estos canales.

8. Escuchar con atención. Es esencial que un buen social media manager tenga empatía con el cliente y para eso es necesario que se preocupe de escucharlo con atención.

9. Aceptar de buen grado las críticas. Para ser un buen social media manager, se necesita una gruesa coraza capaz de soportar las críticas más crueles. La de social media manager no es desde luego una profesión para pusilánimes.

10. Revisar siempre el trabajo. Esto implica revisar los textos publicados en busca de posibles errores tipográficos y adelantarse a las consecuencias derivadas de los contenidos publicados.

11. Asumir los errores. Los social media están hechos por seres humanos y, como tales, éstos cometen errores. Cuando un error aflora en estas plataformas, de nada sirve intentar “camuflarlo”, hay que saber dar la cara y asumirlo.

Pero ahora… no tengo ni idea qué será de mí.

Un saludo muy grande a todos.

A mi, me gusta el Social Media.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s